Un campo lleno de sueños llegó hace 30 años

"Si lo construyes, el vendrá", una frase que constantemente oía el granjero Ray Kinsella (Kevin Costner) que, ayudado con un espejismo de un estadio de béisbol en su campo de maíz, motivó para construir un hermoso terreno de juego en pro de saciar su curiosidad, esa que el espectador irá conociendo en el desarrollo del filme Campo de los Sueños, que se estrenó hace 30 años.


Basada en la novela Shoeless Joe de W.P. Kinsella, la película narra de como el granjero, luego de construir un campo de béisbol alejado del bullicio de las grandes ciudades, conoce a los fantasmas de los Medias Blancas de Chicago de 1919, entre ellos Joe Jackson (Ray Liotta), quien paulatinamente colaborará con Kinsella para que descubra una gran y mágica verdad que lo ayudará a salir adelante, en todos los aspectos.

La película tuvo una inmediata aceptación de la crítica y es considerada una de las mejores en la historia del cine. Fue nominada a tres premios de la Academia, incluído el de mejor filme, además de otros reconocimientos, esos que hoy lo consideran como una joya del celuloide.

Y para aquellos que preguntan, el Campo de los Sueños realmente existe. Está en Dubuque County, en Iowa, y es todo un atractivo turístico donde las personas pueden jugar y, en ocasiones, ver tocando a Kevin Costner con su banda en eventos especiales.

El Campo de los Sueños es de esas películas para verlas una y otra vez en cualquier década, también aumenta el amor por el béisbol. Si no lo creen, veanla, eso sí, tengan guantes, pelota y bates a la mano pues, además les provocará una buena partida de pelota con sus seres queridos.

Texto: Eduardo Acosta

Comparte:
Google+

0 comentarios:

Publicar un comentario